Redacción DigitalSanto Domingo, RD

Ellos (la Policía) le dicen que él está bien, que vayan al otro día para entregárselo, ellos no le dicen que está en el doctor, ya él estaba desde la mañana en el médico, pero ellos le dijeron que fueran en la mañana, en horas en las que el fiscal pueda entregárselo”.

Así inició su relato uno de los amigos cercanos de David de los Santos, un joven de 24 años que murió debido a la gravedad de las heridas que sufrió, luego de ser detenido y trasladado al destacamento policial en Naco, Distrito Nacional.

De esta forma, indicó el allegado, inició la odisea para encontrar a David que, sin que sus familiares supieran, se debatía entre la vida y la muerte en una camilla del Hospital Dr. Francisco E. Moscoso Puello.

“Nadie les dijo (a la familia) que él estaba mal”, contó el amigo, afirmando que al llegar a la mencionada dotación policial le aseguran que  De los Santos tuvo que ser llevado al Moscoso Puello para recibir atenciones médicas porque le “había subido la presión”.

Sin embargo, dijo el amigo que prefirió el anonimato, cuando se prepararon para ir al hospital, es cuando el encargado del destacamento, que se identificó como el comandante Frías, les dijo que el joven requirió atenciones médicas porque se provocó varias heridas al golpearse a sí mismo.

Acto seguido, los familiares aseveraron que Frías les entregó un documento para que puedan ir al centro de salud a ver a David, reiterando que la razón por la que estaba allí era por golpes autoinfligidos.

“Él está bien, nos dijeron, por lo menos ustedes saben dónde él está”, fue lo que decía Frías. Pero, por la forma defensiva como recalcaban que las lesiones del joven se las hizo él mismo, una de las hermanas y un compañero del fallecido decidieron escabullirse del cuartel para ir al hospital.

Una vez allí tuvieron que buscar por el centro de salud, logrando que los llevaran de camilla en camilla a fin encontrar a David, siendo finalmente identificado por un amigo.

Según este, el joven portaba varios moretones visibles y estaba esposado, además de que todavía no había recibido atenciones médicas, por lo que gestionaron su traslado al Hospital Darío Contreras, donde murió.

“Nosotros nos sentimos impotentes porque de verdad no fue la forma. No fue la forma de decirle a su familia, si lo tenían en el hospital desde la mañana, que lo fueran a buscar al otro día. No fue la forma, de entretenernos ahí en el destacamento, si él se está muriendo, de decirnos que a él se le subió la presión”, expresó.  

Lesiones

Cuando David fue trasladado al Hospital Darío Contreras es cuando su familia se entera de que había sufrido varias lesiones en zonas blandas, en el cuello, genitales, así como de deshidratación extrema y un trauma encéfalo-craneal.

Respuesta de la Policía

Por su parte, la Policía Nacional anunció la suspensión de agentes de su destacamento en Naco y abrieron una investigación en torno a la muerte de de los Santos, cuyos familiares aseguraron fue golpeado por miembros de la uniformada.

De acuerdo con el reporte preliminar de la Policía, David fue retenido en primera instancia por empleados de seguridad de la plaza el pasado miércoles, luego de que habría sufrido “una crisis mental y le dijo unas palabras a una señora, quien se sintió amenazada”.

Fuente; http://Listin Diario

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *